lunes, 22 de mayo de 2017

Antonio Gala: "Sonetos y otros poemas" selección y prólogo de Manuel López Azorín




Antonio Gala: Sonetos y otros poemas 
Crónica de una serie de presentaciones de esta antología de Antonio Gala que trata de reivindicar al poeta que siempre ha sido: primero que todo,poeta.




Presentaciónes de SONETOS Y OTROS POEMAS
                                     de Antonio Gala
                              (Selección y prólogo de Manuel López Azorín)


Casa del Libro. C/ Fuencarral. Madrid

El 9 de septiembre de 2016 presentamos por primera vez el libro de Antonio Gala Sonetos y otros poemas en La casa del Libro de la calle de Fuencarral de Madrid.


De izquierda a derecha: Rafa Mora, Moncho Otero, Francisco Caro,Manuel López Azorín, Carmina Casala y Sesi García.

Para esta ocasión, y ya que Antonio no podía asistir a la presentación debido a su delicada salud, pedí a los poetas Francisco CaroCarmina Casala y Sesi Garcíaque me acompañaran leyendo poemas de Sonetos y otros poemas.     y 
Igualmente invité a mis "cantapoetas favoritos" Rafa Mora y Moncho Otero a que pusieran música a algunos poemas del libro y a que los cantaran durante la presentación.

Así lo hicimos. Tras la presentación que hice del libro, leímos alternándonosSesi García y yo, después lo hicieronFrancisco Caro,  Carmina Casala y los poetas cantautores, primero nos cantó el soneto 12 "He venido a decirte que me quieres" Rafa Mora y se concluyó el acto con el poema musicalizado por  Moncho Otero: "Sierra de Córdoba".
El público asistente salió encantado y todo acabo como se había previsto: mostrando la poesía de Antonio Gala y reivindicando al poeta.

LIBRERÍA LÉ. Paseo de la Castellana. Madrid 
.
De izquierda a derecha: Rafael Soler, Carmina Casala, J. Álvaro Gómez, Manuel Rico, Rafa Mora, Juanlu Mora, Sesi García y delante de ellos Chelo Altable (editora) e Isabel Delgado.


La siguiente presentación que realizamos fue el 7 de octubre de 2016 en la Librería LÉ del Paseo de la Castellana de Madrid. 
En esta ocasión además de Carmina Casala y  Sesi García, que leyeron poemas del libro, lo hicieron también los poetas J. Álvaro GómezIsabel Delgado y Rafael Soler.

Man

Manuel Rico, poeta, narrador, periodista y en la actualidad presidente de la Asociación Colegial de Escritores de España (A.C.E.) y yo, entre lectura y lectura de poemas, fuimos hablando de Antonio Gala y de su poesía, contando alguna que otra anécdota, mostrando al poeta  y  reivindicando su poesía.
Los poetas cantautores, Juanlu MoraRafa Mora yMoncho Otero, nos ofrecieron los poemas musicalizados por ellos entre los aplausos de un público que siguió con interés todo el acto. 
Resultó, como el anterior, un hermoso acto de presentación y el público se marchó contento de haber asistido y con el libro en la mano. Sólo nos faltó queAntonio Gala hubiera podido asistir; pero su delicado estado de salud se lo impidió de nuevo.

Fundación Antonio  Gala: Córdoba
Enlace Fundación


El miércoles 23 de noviembre de 2016 a las 19,00 horas fue la nueva presentación en la Fundación Antonio Gala para jóvenes creadores creadoresC/ Ambrosio Morales nº 20. Córdoba.

 Ya que Antonio Gala no podría intervenir, los alumnos residentes en la Fundación leerían poemas de Sonetos y otros poemas tras mi presentación, y yo concluiría el acto leyendo, también, poemas del libro.
Así lo habíamos previsto José María Gala, director de la Fundación, y yo. 

Pero la grata sorpresa fue que el protagonista del acto de presentación de Sonetos y otros poemas, es decir Antonio Gala, apareció de pronto en la sala de reuniones donde habíamos programado el acto, según el director, para estar más cómodos y mas calientes, ya que en el salón grande (antigua capilla del Convento del Corpus Cristi donde se ubica la Fundación), además de tener mucha reverberación, no buena para leer poemas, al tener las puertas abiertas para el público resultaba muy fría.
Esa fue la excusa, pero lo cierto es que la verdadera razón fue que él sabía que Antonio Gala iba a asistir al acto y a intervenir, aunque no me dijeron que eso iba suceder, y Antonio, debido a su estadoprefería un lugar más recogido, más íntimo, menos frío.


Entró Antonio acompañado de su secretario, Luis y de su médico. Parecía muy cansado y dolorido , se acomodó tras sucederse una lluvia de flahses (la prensa sí debía haber sido advertida de la participación del autor) y yo sentí una enorme alegría al verle allí. Tras intercambias unas breves palabras con él, tras agradecerle su presencia, comenzó el acto José María GalaJ, dándome paso para iniciar la presentación de Sonetos y otros poemas.


Foto del periódico digital Cordópolis realizada por Madero Cubero

Presentación: 
Antonio Gala: primero que todo, poeta

Antonio Gala tuvo un día un sueño y este sueño, según palabras 

suyas fue el de crear esta Fundación: “Una especie de comunidad 

pitagórica en que, creadores de diversos orígenes, produjeran entre 

sí una especie de fecundación cruzada que los hiciese crecer 

recíprocamente y adentrarse en el entusiasmo donde la creación 

reside.”

Bien, pues esa idea no sólo se ha hecho realidad, sino que se ha ido expandiendo, ramificando y a propósito de ello Ben Clark, un poeta que fue alumno de esta fundación nos dice: “Y este es el gran logro: se ha creado una red inmensa pero a la vez muy particular, una red que, acaso, sólo pueda “pensar” Antonio Gala (diría que sólo él es capaz) pero que existe, la piense alguien o no, y que, como un árbol, extiende sus ramas y sus raíces por todo el mundo, ya, creando un vínculo entre personas que no se conocen, que quizá nunca lleguen a conocerse, pero que se saben conectados a través de las horas, los días, las semanas y los meses vividos  en un espacio soñado”¿Qué se puede decir más sobre este sueño de Antonio?  
Eirene Editorial, también soñó un proyecto  con una línea de 

valores  encuadrada en la bondad machadiana, la luz, el amor, la 

compasión (en el sentido griego de simpatía, de tratar con 

emociones), en la esperanza vital y también el compromiso social:

 un euro de cada libro de "Sonetos y otros poemas" que se venda la

 editorial lo dona a la Fundación Antonio Gala.

Esto es lo que ha movido este sueño. Una editorial pensada para 

autores jóvenes por los que apostar y por autores conocidos y 

reconocidos, para sentirnos orgullosos de ellos, incorporándolos a 

nuestra Colección Poesía. Y como pensamos que la poesía es una y 

diversa, en esta colección queremos soñar que voces propias, 

personales y diferentes, van enriqueciendo, con su maestría, lo que 

un día fue un sueño y libro a libro, se está convirtiendo en realidad. 

Hoy con la incorporación de Sonetos y otros poemas de Antonio 

Gala.    


Foto de Miguel Ángel Salas. Diario de Córdoba

Enlace: Crónica de Diario de Córdoba

En  enero de 2015 inicié el proceso de selección de este libro con el único propósito de reivindicar la poesía de Antonio Gala. En junio de ese año le envié a Antonio  la selección indicándole la razón que me movía a ordenar este libro,  pidiéndole que la leyera y me autorizase, si lo consideraba apropiado,  a  publicarlo.
Tardó, Antonio, siete largos meses en responder a mi petición. Entretanto, en diciembre fue nombrado autor del año por el CAL con la colaboración de la Junta de Andalucia para llevar a cabo durante 2016 un extenso e intenso programa de actividades en torno a la figura y la obra de Antonio Gala.

Debo confesar mi enorme alegría cuando supe la noticia, pero al mismo tiempo debo confesar también que sentí un cierto miedo, aun con la esperanza siempre de un final feliz, porque dado este nombramiento quizá Antonio ya no me autorizaría a publicar  este libro. No fue así. En enero de este año, recibí una nota en la que además de felicitarme el año, me decía: “perdona la prórroga poética, culpable: mi salud” y en aquel momento sentí que este libro se publicaría. Poco tiempo después, tras la autorización de Antonio, comenzamos a preparar su salida. Y yo fui feliz por la buena nueva de hacer mi reivindicación de Antonio Gala poeta con este volumen titulado “Sonetos y otros poemas”


Enlace:crónica de Cordópolis

Ustedes se preguntarán: ¿reivindicar la poesía de Antonio Gala, por qué?  Pues porque es un poeta que a pesar de ser el autor más vendido , no ya en otros géneros que también, sino como poeta, yo sentía  que Antonio  andaba relegado como tal, no ya sólo por falta de reconocimientos oficiales sino entre parte del propio mundo poético, me causa tristeza decirlo pero es así, parte del mundo poético que no parecía reconocer que Antonio Gala, poeta, nos había ofrecido con su poesía no sólo una maestría formal, tanto en lo clásico, en lo tradicional, como en el llamado verso blanco, los mejores ecos de todas las fuentes de las que había bebido ( ecos de Garcilaso, de San Juan de la Cruz, de Lope, Rilke, Juan Ramón, Machado, Cernuda, Hierro…y  de sus primaras aguas poéticas, sus primeras referencias, que fueron las del Cántico de Pablo García Baena y Ricardo Molina)
Aguas todas ( y muchas más que bebió desde su infancia) que le sirvieron para encontrar su propia voz, para ofrecernos una voz íntima y personal plena de lirismo, de belleza y de musical cadencia, perfectamente acompañada de una enorme carga emocional, que es , a mi juicio, lo que necesita todo poema para convertirse , sin artificios, sin ficciones, en una poesía verdadera, porque nace de la verdad, del pensamiento y del sentimiento, y muestra,  ya en la plenitud del amor, ya en el desgarro doloroso del amor , la más íntima y verdadera esencia del ser y de la soledad.
Y lo digo con un verso de Antonio: “porque  es la soledad el amor mismo”.


Esta era mi intención al preparar la selección de poemas para este libro que , primero que todo, quiso mostrar las sangrantes disciplinas de los sonetos de Antonio, comparables a los mejores y más grandes de los poetas del siglo de oro, pero con lenguaje del siglo XX, con el lenguaje propio de un maestro del lenguaje que a la búsqueda del conocimiento y con recursos expresivos con identidad propia, nos ha desnudado su alma en los sonetos y también en otras estrofas, en otros poemas, en otras publicaciones ( Enemigo intimo,  Testamento andaluz, Tobías desangelado...La deshora, La Acacia, Valverde, Meditación en Queronea...), y siempre , como he dicho, con una carga emocional tremenda porque en sus poemas,  ya con el golpe, ya con el abrazo, consigue  tocarnos los sentidos. Antonio posee recursos expresivos con identidad propia y su obra, es la obra de un poeta que transmite vivencias irrepetibles. Y por ello queremos mostrarla. Y por ello le reivindicamos como poeta.
Leer la poesía de Antonio Gala  es penetrar en su mundo, en su vida, en su sentimiento y en su pensamiento, y hacer nuestra su voz e identificarnos con su palabra. Yo, personalmente lo he constatado en las presentaciones que hemos hecho en Madrid: el público, de todas las edades, que ha escuchado sus poemas  en la voz de otros poetas me lo ha manifestado,  y muchos jóvenes de ahora están  descubriendo al poeta Antonio Gala. Uno de ellos, entre muchos, Víctor González , que  escribe y reseña en Libros y Literatura ha dicho: “Gala consigue crear un respiro dentro del mal de amor con soluciones, con remedios, con recetas en forma de poema para una enfermedad o un virus del que todos nos infectamos alguna vez.” Y este muchacho no había leído nunca la poesía de Gala, con lo cual se suma a los muchísimos lectores que tiene Antonio.
Antonio Gala Leyendo 3 sonetos
Antonio Gala, lo decía antes, fue nombrado Autor del Año 2016 por el Centro Andaluz de las Letras en diciembre de 2015. Un merecido reconocimiento que  vino, desde Andalucía, a mitigar algo el inexplicable olvido de los reconocimientos oficiales (Claro que todos sus galardones, que son muchos, han venido a hacerlo y a nuestro poeta pienso que eso ya no le preocupa).
Y es que, por un lado, ese pecado capital, de obviar a quien  destaca,  a quien sobresale, de no reconocer sus méritos, tan arraigado en esta España nuestra, (y no me refiero ahora a la parte oficial sino a la de la poesía),es muy común en esa parte del mundo poético que seguramente no lo ha leído y si acaso lo ha hecho no quiere valorarlo.
Y por otro, porque si el reconocimiento oficial no se ha producido ha debido de ser por el espíritu crítico de un creador que ante todo y por todo ha luchado siempre por la libertad general y por su particular libertad. Una libertad que, para no perderla, le ha llevado a ser el poeta del amor, del desamor y de la soledad, sus grandes y recurrentes temas poéticos, sus grandes temas vivenciales.

Pero Antonio, repito, cuenta con el mayor de los reconocimientos: el de los miles y miles de lectores que le siguen y le leen y le admiran.
Estaba previsto que Antonio escribiera unas palabras para esta edición; pero, al no haber sido posible, nos envió  una especial dedicatoria acompañada de su firma autógrafa para que, de este modo cada lectora o lector que acceda a este libro, sienta que Antonio se lo dedica personalmente. Su delicada salud le hizo pensar en esta fórmula  porque quería agradecer  a todas y cada una de las personas que se adentren en la lectura de este libro su fidelidad para con él. Y, como poeta, desea que ésta sea una lectura en la que podáis encontrar – como fue su deseo al escribir estos poemas – la  solidaridad del amor y la luz que lo iluminó.
Eirene  Editorial y naturalmente yo, nos sentimos orgullosos y felices  de tener en la Colección Poesía, esta esencial selección de poemas que pretende mostrar  al Antonio Gala poeta  con su maestría formal, su plenitud de ritmo y su enorme carga emocional.
Para concluir les diré a todos: leedlo, valoradlo, sentidlo y disfrutadlo, porque  Antonio Gala es poeta, un grandísimopoeta, por encima de todo.
Manuel López Azorín

23 de noviembre de 2016

Ana Martín y Antonio Saludándose

Antonio siguió y aplaudió la presentación y dí paso a los alumnos residentes para la lectura de poemas. Siete  de ellos, los alumnos de creación literaria, fueron leyendo uno tras otros poemas, elegidos por ellos, de Sonetos y otros poemasSbajo la atenta mirada de Antonio que, en algún momento comentó con su médico: "¿Eso lo he escrito yo?. Tras concluir los alumnos me acerqué al atril y le dije : Antonio, ahora voy a leer yo tres poemas tuyos, nada más porque ya que estás tú aquí quiero pedirte que seas tú quien concluya esta lectura leyendo algún poema.Antonio, para mi alegría, asintió y tras leer yo los tres poemas, me acerqué para ayudarle a levantarse, fuimos hasta el atril (dos metros mas o menos de distancia) y según nos íbamos acercando el Antonio Gala que apareció agachado y dolorido fue transformándose en el Antonio de siempre (la poesía es capaz de hacer estos milagros), erguido y, aunque comenzó con la voz un tanto apagada,  fue creciéndose en la lectura. Nos leyó tres de los sonetos: el número 6 cuyo primer verso es "La luna nos buscó desde su almena," el número 13: "Desembocara junio en el verano" y el soneto número 58, que es el que ilustra la contraportada, ¿Quién podría decirle qué bien huele..." Soneto que agradecí mucho que leyera ya que es el primer poema manuscrito que Antonio, hace ya más de 24 años me había regalado y que yo quise, por ese motivo, colocarlo en la contraportada.
Cuando acabó de leer este soneto nº 58, me pareció que Antonio tenía más ganas de leer, me acerqué a él y se lo pregunté. Me dijo:
sí, pero estoy muy cansado y dolorido. Y así concluimos.Con un enorme aplauso a este cordobés universal que, para mi alegría, se presentó, me acompañó y cerró esta presentación de su libro. Un libro que, seleccionado y prologado por mí, se publicó cuando él me dio su visto bueno, sin que cambiara Antonio, una coma. Gracias.

Os dejo aquí el video de una antigua lectura de Antonio Gala que se llevó a cabo el 1 de octubre de 1993, para inaugurar el II Ciclo de Tertulias de Autor (Tertulias por las que ya habían pasado poetas como Claudio Rodríguez, Pablo García Baena,Rafael Morales, Félix Grande y José Hierro entre otros.


                               "TERTULIAS DE AUTOR"
                                           Autor invitado:
                                        Antonio Gala


 
  
Os dejo este video porque pienso que es un documento importante. Tertulias de Autor fue, en la década de los noventa del siglo xx, una gran aportación a la poesía pues en estas Tertulias, realizadas en directo por Canal Norte TV (hoy Canal Norte Digital), vinieron a leer invitados muchos de los más prestigiosos poetas del panorama poético español. Esta fue la lectura de Antonio Gala, cuatro años antes de que se publicaran sus Poemas de amor.Casi quinietas personas se congregaron en el salón de actos de Centro municipal de servicios de Rosa Luxemburgo, en San Sebastián de los Reyes (Madrid) para escuchar al poeta Antonio Gala. Tanto que hubo que habilitar, en el gran pasillo de entrada al salón, un monitor de TV para que el púbico que no pudo acceder al salón pudiera seguirlo y escucharlo.

3 de febrero de 2017 Centro Cultural Blas de Otero

Nueva presentación de Sonetos y otros poemas 
en la voz de poetas y cantautores.

De izda a dcha: los poetas Pascual Izquierdo, Carmina Casala, J. Álvaro Gómez, Jesús Riosalido, Juanlu Mora, Moncho Otero, Soledad Serrano (el alcalde de Sanse Narciso Romero), Isabel Delgado (detrás: Rafa Mora y Rafael Soler) , Enrique Gracia, Manuel López Azorín (detrás Francisco Caro) y Manuel Rico.


Manuel Rico y Manuel López Azorín 


Se inició este acto con un recordatorio de Antonio Gala cofundador junto a Gloria Fuertes de la revista Arquero de la poesía, en 1950, y aprovechamos para recordar a Gloria Fuertes en el centenario de su nacimiento.


Moncho Otero, Jualu Mora y Rafa Mora, poetas y cantautores.


Isabel Delgado

La poeta Isabel Delgado leyó dos poemas de Antonio Gala

J. Álvaro Gómez
El poeta J. Álvaro Gómez leyó dos poemas de Sonetos y otros poemas




Juanlu Mora musicalizó y cantó dos sonetos de Antonio Gala





Pascual Izquierdo leyendo poemas de Sonetos y otros poemas



Moncho Otero y Rafa Mora cantando el poema " Sierra de córdoba" musicalizado por Moncho Otero



Jesús Riosalido poniendo voz a unos poemas de Antonio Gala





Carmina Casala lee unos poemas de Antonio Gala








 

Moncho Otero y Rafa Mora cantan el soneto "He venido a decirte que me quieres" musicalizado por Rafa Mora.





Francisco Caro le pone voz a dos poemas de Antonio Gala





Rafael Soler lee poemas de "Sonetos y otros poemas"















Soledad Serrano y Enrique Gracia  Poniendo su voz a unos poemas de Antonio Gala.


De nuevo Soledad Serrano y Enrique Gracias  leyendo  el poema "Alargaba la mano y te tocaba"





Los tres cantautores (y poetas) cerrando el acto  en el Centro 
cultural Blas de Otero en el que poetas y cantautores le pusimos voz a Sonetos y otros poemas de Antonio Gala, con selección y  prólogo de Manuel López Azorín. Publicado por Eirene Editorial.







jueves, 18 de mayo de 2017

Santos Domínguez Ramos: "Principio de incertidumbre"






Santos Domínguez Ramos: Principio de incertidumbre

 
Santos Dominguez Ramos (foto: E. Cidoncha)


Recibo  el último libro de Santos Domínguez Ramos: Principio de incertidumbre. (XIV Premio Nacional de Poesía “Ciega de Manzanares” 2015. Huerga y Fierro Editores, 2016), libro que me envía Silvia Cebrián Sánchez, Concejala de Cultura  del Ayuntamiento de Manzanares.

Santos Domínguez (Cáceres, 1955), no para de recibir premios. La publicación de Principio de incertidumbre en 2016 hizo que  coincidiera también con  la concesión del XXXVI Premio Hispanoamericano de Poesía Juan Ramón Jiménez por El viento sobre el agua (libro que no he leido pero seguro que vendrá cargado de simbologia, de imágenes, de ritmo, de memoria y de tiempo),
de este poeta que es, entre otras muchas cosas, miembro de la Asociación de Críticos Literarios de España.

 
En Principio de incertidumbre nos muestra Santos Domínguez Ramos (“desde el territorio inseguro que se evoca en el título como el ámbito propio de la creación poética”), la  duda, lo relativo de las cosas, de las acciones, la inseguridad de las certezas cuando aquellos que se sienten seguros en esta vida, en este ser y este tiempo, cuando firmes separan lo cierto de lo falso…solo están creando más incertidumbre, más inseguridad porque con ello montan ese cadalso donde todo fanático aniquila todos los posibles caminos y crea pánico y más inseguridad, más incertidumbre, más duda:

“Señor de las tormentas, líbranos de los muertos
pasados y futuros, y del buitre que ensaya
círculos melancólicos y espejismos de espanto
para explorar su espacio espectral en el mundo.”

La duda, como espada de Damocles siempre, acuchillando la posible certeza, hiriendo la sensación de seguridad, de confianza, atenazando la posible certidumbre para crear inseguridad, duda, la enigmática duda, la que nos hace sentir un cierto desasosiego ya que sabemos que los valores absolutos no existen y por tanto todo es relativo, nos crea esa inquietud que siempre se presenta frente a la página en blanco, cuando se pretende manifestar a través de la poesía conocimiento, propio y ajeno, personal y universal, cuando se va a la “búsqueda del sentido, como exploración de la memoria”, esa memoria nuestra tan selectiva siempre, tan de colocarle velos al recuerdo, tan de transfigurarlo a la medida con ligeros o grandes matices diferenciales. Ay de quien no dude!

El ser y el tiempo nos llega preservado en esa memoria que, siempre lo digo, es la materia de los sueños que acomoda nuestro ser a un tiempo más onírico que de certidumbre, dando paso a otro ser y otro tiempo y para todo esto se indaga en el ser, se indaga en el tiempo, en el paisaje, en el arte, a través de la palabra, del verbo y sus conjugaciones, porque la poesía es siempre palabra viva, lenguaje y se hace “ con una práctica poética en la que se conjugan la imagen y el ritmo, la palabra y la música ”. 

Sabemos que: La verdad (es) relativa. (que) no hay valor absoluto en la certeza, (y)  tampoco en la mentira, (que)    todo empieza / y acaba con la duda.


Santos Domínguez Ramos lo sabe y como es poeta (“una de las voces más personales y reconocibles de la poesía española actual”), se sirve del lenguaje, un lenguaje pleno de cadencia, de musicalidad, con simbólicas, oníricas, a veces surrealistas, imágenes repletas de sentido secreto, de lirismo y de grito para decirnos que: “Así en la tierra dura como en la mar sombría, / líbranos de este mundo, señor de las ventiscas. / De este mundo que ahora y en la hora de la bruma / es menos comprensible, más opaco, más mudo.”
Un poeta puro, con poesía de pensamiento y referencias culturales, un poeta de compromiso que ofrece su testimonio, el del tiempo que le toca vivir, cargado de realidad con imaginación y belleza.

"En la noche polar la luz verde del norte
baila en el cielo y se oye
cómo susurra el tiempo espacial en la aurora.

Porque la aurora silba en la luz que se escucha
y arde la piel del cielo
con llamaradas frías de tiempo y vaticinios
que vienen de años luz, de los vientos solares
y de un terror antiguo en las noches antárticas
de miedos boreales y de indicios secretos."

Unas Luces que bailan por el cielo del Norte mientras otro cielo, el del Sur (o del oeste), clama: “Tú que incendias los campos con tu último destello, / déjanos este tiempo /en la luz vacilante de los amaneceres / que suben de la niebla y cantan desde el sueño, / en las torres sin viento y en las banderas lentas de la noche.”

 

La labor poética de Santos Domínguez Ramos  fue definida como de “Exactitud y misterio” por Félix Grande Precisa y hermosa definición; pero no menos hermosas fueron las palabras que le dedicó la poeta Francisca Aguirre (mi queridísima Paca Aguirre), cuando escribió: “Este poeta español contemporáneo nuestro, Santos Domínguez, es un hombre que entrega una pasión extrema a la escritura poética, que se da por entero, se desnuda y piensa, como todos los poetas verdaderos, a través de la polisemia del lenguaje mismo, modulándolo en música.”
Luego el lector interpreta, intuye, hace suyo lo escrito, participa y escucha la música, el canto, el llanto, el dolor del hombre, del poeta, en  la modulación de sus versos. 

Y a través de esa modulación musical uno se adentra en el poema no ya con el propósito de entender solo, sino el de interpretar, el de intuir todo lo que nos sugiere (la poesía dice más de lo que dice el poeta, me decía Pepe Hierro a menudo y es que “la palabra ( y esto lo decía mi siempre recordado Claudio Rodríguez: "va escavando un cauce que puede, a veces, llegar hasta el oráculo del sueño”
 

Creo que Santos Domínguez Ramos  es un gran poeta, un buscador de palabras que, al tiempo que nos ofrecen su cadencia musical, alumbran, ofrecen la certeza de una realidad envuelta en el misterio de las palabras y sus significaciones. Y es que como ya escribió este poeta: “La  lengua es la que mira”, es la palabra,  la que nos sugiere, la que nos muestra:

“Eras el que robaba el fuego transparente,
el que cantaba en sueños con sílabas oscuras


(…)
Como quien lleva a cuestas un saco de cenizas,
de sombras congeladas al borde de una herida
y las deja esparcidas en un recinto oscuro
de sangre impetuosa que no corre
del corazón al centro sigiloso del tiempo,"

 De Principio de incertidumbre
                                   
                                                        Manuel López Azorín